El hombre del baobab es la novela que acaba de presentar el conductor de los informativos de fin de semana en TVE.

En la revista Mujer de Hoy Corazón, habla de su novela y ofrece pinceladas de su vida personal.

Cuenta el presentador y escritor, que El hombre del baobab es “la historia de un hombre que no sabe vivir y cuya incapacidad le provoca quebraderos de cabeza en sus relaciones sociales, amorosas y familiares. Cuando ha tomado la decisión de quitarse de enmedio, se entera que su padre se está muriendo. Eso le frena y emprende con él un viaje a África”. El libro es un claro homenaje al padre del presentador, fallecido recientemente y un amante del continente africano.

Afirma Cantero que es posible que la prensa se interese más por su novela por ser un periodista conocido, “pero también podría haber vendido muchos libros si hubiese escrito sobre temas como un visión cercana de Juan Pablo II o el año que trabaje junto a la princesa Letizia”

No hecha de menos su etapa de corresponsal o reportero “tener hijos me hizo disfrutar de la vida de otra manera (…) he sido muy zíngaro, pero ahora me he vuelto muy hogareño”. Para él, tener hijos le ha cambiado el chip “tengo tres hijos. Álvaro, de 19 años, con mi primera pareja, y otros dos con mi actual mujer: Adriano, de cinco y Alejandro, de tres”.  Considera que lo mejor de trabajar en fin de semana, es que puede darles mucho tiempo cuando otros padres no pueden. Ahora, ha retomado su afición a la pintura, que abandonó cuando nació su hijo menor “cuando tienes un bebé en casa, pintar es un tinglado”.

Se dice de él que es el Richard Gere del telediario, pero él está un poco harto de que se le dé tanta importancia al físico y que eso cause tantos problemas a los niños y los adolescentes “tener un físico agraciado no tiene mérito, porque es pura genética”.

Asegura que la popularidad la lleva bien porque vive en un pueblo y ya se han acostumbrado a verle en el parque con los niños o comprando. Para mantenerse en forma, le gusta la bici, caminar, pasear, nadar, esquiar “y cuidar de mis hijos, que es el mejor ejercicio. Como llevo su ritmo, se creen que tengo su edad, y me tienen machacado”.

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios