Hemos pecado de ingenuos. Aún creímos a Michu cuando aseguraba en unas declaraciones hace unas semanas, que José Fernando quería ser padre pero que ella aún tenía que terminar los estudios y hacer las prácticas.

Pero, al final, el guión se ha cumplido y Michu ha anunciado embarazo en la portada de la revista Semana. Se lo temía la hermana de José Fernando, que en una carta enviada al Programa del Verano de Telecinco, mostraba su desesperación al ver la influencia que tiene Michu – que ahora pide que la llamen María-  sobre él, cuando lo único que busca ella es “pasearse por los platós” y ya apuntaba que “luego dirá una barbaridad, a lo mejor que está embarazada, y se hará caja y más caja”. Pues, dicho y hecho.

Gloria Camila ha transmitido la preocupación de toda la familia, ya que ven que no pueden hacer nada por abrirle los ojos a José Fernando, un chico del que su hermana dice que tiene un gran corazón y que no ha hecho daño a nadie, sólo a sí mismo.

Su tío Amador entraba en directo en el programa para confirmar lo dicho por su sobrina e insistía en que no saben qué más pueden hacer para que José Fernando deje de estar influenciado por sus amigos y por Michu, y se centre por fin. Asegura que le tuvo unos días con él en su casa y que estuvo muy bien con los animales, haciendo deporte… vamos, que en un buen ambiente es otro, pero después no ha vuelto a saber más de él salvo lo que le cuentan Gloria Camila y Ortega Cano. Coincide Amador con el resto de la familia en que Michu se quiere aprovechar de una persona débil y de gran corazón, como es su sobrino.

En la entrevista en Semana, la propia pareja reconoce que sus respectivos padres no se han tomado demasiado bien la noticia. Ortega Cano ha dicho que le encantaba ser abuelo pero que no era el momento, y los de Michu, directamente se lo han tomado fatal.

La responsabilidad de la pareja ya se revela en todo su esplendor cuando Michu dice tranquilamente que no habían tomado precauciones para evitar un embarazo porque como hasta ahora no habían tenido ningún susto, pues pensaban que no se iba a quedar. Vamos, que voy a seguir cruzando los semáforos en rojo, porque como todavía no me han atropellado…

Por cierto, debido a que está operada del corazón, el embarazo de Michu es de riesgo y le practicarán una cesárea en el séptimo mes de embarazo, allá por febrero.

La propia Michu tiene miedo de que José Fernando recaiga en las drogas y en su vida nocturna, pero cree que cuando nazca el niño, cambiará, porque es muy bueno. Ojo, porque él también está preocupado. Dice que ya sólo tiene que volver al centro en septiembre para revisión y para que le cambien la medicación, pero lo que se le viene encima es un cambio de vida y una responsabilidad muy grande para su edad y sus circunstancias.

Sobre cómo se presenta su futuro laboral, ha montado un concesionario de coches y taller en Madrid, que lleva su primo Paquito, aunque él quiere estar muy encima y quiere ir todos los días, fines de semana incluidos. José Fernando vive en Arcos de la Frontera, Cádiz, no sabemos si será factible eso de ir todos los días… pero ojalá el trabajo le ayude a centrarse.

Michu insiste en que en ningún momento está tratando de alejar a José Fernando de su familia ni le impide verlos, pero que tienen que aceptar a la pareja que él ha elegido “cuando ha retomado la relación conmigo es porque sabe que yo miro por él, que lo cuido y que lo protejo y que voy a estar con él toda la vida, con dinero o sin dinero”.

Seguiremos informando, porque esto no ha hecho más que empezar. ¿Ustedes qué piensan? ¿Es Michu una aprovechada que ha ido a cazar a José Fernando o es amor verdadero?

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios