No se esperaba Dulce Delapiedra lo que se iba a encontrar en Sábado Deluxe. Una desagradable sorpresa.

Dulce acudía como cada semana al debate del Deluxe sobre Supervivientes, y Pepi Valladares estaba en el programa para someterse a un test de inteligencia. Jorge Javier preguntó a ésta qué le recomendaba a los posibles candidatos a trabajar en Cantora – al hilo de la oferta de empleo para dos internas que hemos conocido esta semana- y Pepi contestó que lo que recomendaba es que no fueran, directamente. Pero, la sorpresa llegó cuando le preguntó cómo se llevaba con Dulce y Pepi respondió que “la sobrellevaba”. Dulce se quedó de piedra, nunca mejor dicho, y replicó “pero si nos llevábamos divinamente”, respondiendo Pepi que “tú te expresabas sobre mí como su tuvieras más galones” y finalmente dando el hachazo definitivo afirmando que había tenido relaciones íntimas con su ex marido, Fosky.

Dulce lo desmintió tajantemente, así como cualquier acercamiento de él en ese sentido, pero Pepi insistió en que el propio Fosky  – al que llama “el difunto” por lo que podemos imaginar que ha sido una separación amistosa – se lo había confirmado.

Un rato después, pudimos ver a Dulce muy afectada. Dijo estar “saturada de todo en general” reconociendo que no se esperaba las mentiras de Pepi que también había estado llorando por todos los recuerdos que se le venían a la mente y afirmando que a las dos les había hecho el mismo daño de formas diferentes, la misma persona, Isabel Pantoja. Dulce contestó que en eso estaba de acuerdo.

Pepi señaló lo mucho que habían sufrido las dos “hemos sido confidentes” y que le aconsejaba a Dulce que o seguía aguantando o se iba. “Yo me hubiese ido – continuó Pepi- que es lo que hice. A mí no me echaron”. Dulce replicó que a ella tampoco la echaron pero Pepi insistió ” a ti sí te echaron”.

Aprovechó Pepi para lanzar un mensaje a los seguidores de la tonadillera “yo no me meto con la artista, sino con la persona”.

Entonces, Pepi decidió ir a por todas y le espetó a Dulce “Abusaba de nosotros, allí no teníamos personalidad. No tengas miedo a hablar por el arraigo que tienes con la niña”. Chelo García Cortés animó también a la ex niñera “Dulce, algún día tiene que ser el momento” añadiendo que lo que estas personas, refiriéndose a Dulce, Pepi y en general los trabajadores de Cantora, han entregado, no ha sido recompensado en ningún sentido.

Dulce, acorralada, se rompió y dijo “No voy a hablar más del tema. Me muerdo la lengua, no hace falta que me lo diga nadie” dando la razón tácitamente tanto a Pepi como a Chelo, reconociendo que si no habla y dice todo lo que ocurría y todo lo que pasaron en Cantora, es por Chabelita.

Pepi Valladares, superada también por todo lo sucedido y por los recuerdos, no pudo completar el test de inteligencia, así que la emplazaron para otro programa.

Comentar

Comentarios