Poco podían imaginar Carlota Corredera y los colaboradores de Sálvame Diario, cuando acudieron a su puesto de trabajo el viernes, que iban a vivir un momento histórico con la llamada de Isabel Pantoja.

Sólo una persona como Isabel Pantoja puede conseguir que un grupo de personas que, generalmente, no se callan ni por nada ni por nadie y que compiten por chillar más que el otro y hablar todos a la vez sin que los espectadores se enteren de nada, permanezcan en silencio, con los ojos como platos y la boca abierta, dejándose seducir poco a poco por la misma persona a la que fustigan día sí y día también.

Carlota Corredera tenía en sus manos el móvil de Chelo García Cortés con el manos libres puesto, y rezaba, como todos, para que tuviese batería suficiente. Cuando Carlota le pidió a Chelo que subiese el volumen, no sabemos cómo acertó con la tecla.

Recordemos que Chabelita entraba en la casa de GH VIP reconociendo que no se había despedido de su madre y tratando de arreglar la situación llevando una camiseta con la foto de la tonadillera. Ésta, en su llamada a Sálvame, confirmaba que se había enterado de que iba al reality una semana antes y no por ella, y que no había llamado para despedirse, añadiendo que la razón de este distanciamiento es que no acepta la vida que lleva su hija y ésta prefiere a la otra persona que le consiente todo – no dice el nombre para evitar más demandas, pero todos sabemos que es Dulce– que no le dice nada “mientras que yo no le consiento ni que llegue a las tantas de la madrugada, ni lo de Matalascañas, ni que le quiten el coche, ni que le quiten los puntos… ”

carlota-pantoja

Isabel no podía evitar las lágrimas al hablar de su sufrimiento como madre. Está frustrada y también con miedo por no saber lo que hace su hija por las noches ni dónde está, por eso está más tranquila sabiendo que está en GH VIP.

Sobre su nieto, aclaró que “lo he dejado bien atado, mi nieto está con su padre y cada fin de semana me toca a mí. Estando con su padre está con su abuela paterna”.

Calificó de “mala persona” a la que va diciendo que Isa es “su niña” ya que entiende que si fuera buena le daría buenos consejos “le diría que tiene un niño de 4 años, que tiene el título para dar clases de inglés y se puede ganar la vida perfectamente, que podía haber estudiado Bellas Artes… “pero no me ha hecho caso, no quiere hablar conmigo por eso, nada más”  destacando la deslealtad de la que fue su empleada de hogar 22 años “era buenísima, la he tratado como de la familia, pero ¡cuánto le ha gustado la televisión” añadiendo que vive de su hija y del apellido Pantoja.

Tampoco le ha gustado que su hija concediese una entrevista a Mila Ximénez que aparecerá este miércoles en una revista del corazón. Desconoce su contenido, y está dispuesta a llamar otra vez para desmentir lo que sea mentira, aunque Mila le aseguró que cuando la leyese le iba a gustar y que nunca había visto a nadie hablar con tanto amor de su madre.

Pero, la entrevista dejó perlas y situaciones impensables. Mila reprochó a Isabel que le dijese a Chelo que le preguntase por su boda con Encarna Sánchez. La tonadillera respondió que eso le habían dicho, y que no entendía su inquina hacia ella cuando se habían visto media hora en su vida. “Yo a ti no te he hecho nada en mi vida” y Mila acabó reconociendo que así era y que no creía que fuese mala persona, añadiendo que la entendía como madre, palabras que también hizo suyas Belén Esteban. Vamos, que asistimos a un acercamiento entre dos de las archienemigas más famosas de nuestro país que terminó con las dos afirmando que su conversación había sido “un ejercicio de salud mental”.

Más bonito fue aún el reencuentro entre Chelo García Cortés y la tonadillera. Ésta le dijo cuánto la han querido y la quieren, no sólo ella sino toda su familia, que en su desencuentro malmetió mucho “la otra persona” y que dejaba la puerta abierta a encontrarse con ella “cuando yo me encuentre bien”.

Isabel descartó sentarse alguna vez en un plató de Telecinco “entro por teléfono gratis, pero para sentarme ahí no hay ceros en la cadena” e invitó a Carlota a Cantora “sin grabar”. A Isabel le cansa que pongan a Cantora como si fuese “el castillo de Drácula”. Es su hogar.

Isabel aclaró una de las polémicas más famosas que rodean a la relación con su hija: por qué no fue a Supervivientes cuando salió su hija, tal y como hizo con Kiko “de donde yo venía y de donde yo estaba, lo tenía prohibido” aludiendo a que se encontraba de permiso penitenciario. “Lo podriais haber investigado un poco. Si no hubiese sido por eso, hubiera estado con mi hija igual que estuve con mi hijo, porque para mí son los dos iguales”.

Preguntada por si entraría en la casa de GH VIP a ver a su hija, contestó que “ya iba a ir su madre biológica” algo que Carlota Corredera desmintió a pesar que la información había partido de Kiko Hernández que dijo que “la madre biológica de Isa Pantoja no va a concursar pero va a estar muy presente en la casa de Guadalix”.

Pero, como admiradora incondicional de Las Campos, el momento más trascendente de la tarde fue cuando, mientras Isabel dejaba claro que no se iba a sentar en un plató de televisión, Terelu dijo “y si fuera la despedida de María Teresa Campos en televisión? ¿Si la despedida de su carrera profesional fuese una charla con Isabel Pantoja, sólo ella y tú? La respuesta de Isabel Pantoja fue la siguiente “yo con María Teresa, al fin del mundo. Pero eso tendría que ser… para qué te cuento! Porque estás hablando de dos figuras, de dos estrellas, cada uno en lo suyo, y eso cuesta mucho dinero.

Terelu dijo que si encontraban el dinero, Teresa lo haría encantada “pero no por el dinero que también le viene bien como a todo el mundo dejémonos de tonterías”. La Pantoja contestó “por supuesto pero yo no me siento por dinero nunca, con tu madre yo me he sentado en su programa dos veces y no he cobrado ni un duro” algo que corroboró Terelu.

Sólo me queda felicitar a Carlota Corredera por su magnífica reacción a una situación que parecía impensable, a Isabel Pantoja por mostrar su lado más humano, llamar a Chelo a pesar de todo y hacernos vivir una hora y media apasionante y a Chelo García-Cortés por ser la intermediaria y lidiar con un papel tan difícil.

LA LLAMADA AL COMPLETO EN VÍDEO AQUÍ

Comentar

Comentarios